Personas que tienen apariencia de demonios

 

La palabra (Teriantropía) significa en el diccionario español; cualquier transformación de un ser humano en animal.

Las personas nunca imaginarían que para este tiempo que estamos viviendo no se iban a sorprender de ver seres humanos transformados su físico y su comportamiento como los animales, y esto ha sido bien planificado, porque se ha dado conforme el mundo se ha ido adaptando a las nuevas tecnologías.

 Las tinieblas, son seres espirituales con gran sabiduría, y saben cómo manipular al hombre para que éste llegue hacer un animal, no solamente en el aspecto físico, sino en su relación humana natural, sentimiento y comportamiento.

La Biblia dice:

En la misma hora se cumplió la palabra sobre Nabucodonosor, y fue echado de entre los hombres; y comía hierba como los bueyes, y su cuerpo se mojaba con el rocío del cielo, hasta que su pelo creció como plumas de águila, y sus uñas como las de las aves. Daniel 4:33.

Al llegar él a tierra, vino a su encuentro un hombre de la ciudad, endemoniado desde hacía mucho tiempo; y no vestía ropa, ni moraba en casa, sino en los sepulcros. Lucas 8:27.

Estos son algunos versículos en la Bíblia, donde se muestra como un ser humano se puede transformar como en una especie de animal. Debemos aclarar, que en el libro de Daniel, fue Dios quien obró para que el rey Nabucondonosor se convirtiera como un animal por consecuencia de su orgullo.

En la actualidad, en el mundo que estamos viviendo, conocemos como las personas se han ido degradando moralmente, sin lugar a dudas nos vamos pareciendo a animales. Vemos como individuos tienen apariencia maléfica, principalmente los del ámbito de la Teriantropía y del ámbito artístico y social cultural que se relaciona al pueblo. Lo que muchos jóvenes y adultos no saben, es que están siendo transformado su aspecto físico natural humano, por un aspecto físico animal infernal, a través de un sistema mundial satánico que involucra: El satanismo, Las drogas, Las modas, Los artistas del género reguetón y sus músicas. Los demonios se encargan de llevar la influencia al ser humano, de convenserlos de que estamos en nuevos tiempos.

Los aspectos físicos de estos artistas y personas de esta clase, ya no sorprenden al mundo con tanta desfiguración estética facial y del cuerpo. Esto es para que los más jóvenes que van subiendo ahora, no se impresionen, ni se pongan estéricos al ver un demonio (Apocalipsis 9:3). La humanidad poco a poco  está siendo adiestrada por los demonios para que una vez ellos aparezcan no lo tengan como algo extraño. Personas llenas de tatuajes, con arete en la nariz, en las orejas, en la lengua, en el cuerpo, personas con cabellera de crinejas estilo (Rata) personas que utilizan seña con los dedos, hombres con uña larga y pintada que utilizan un lenguaje que se escucha ahora y que no saben que ese lenguaje es traido de los infiernos por los demonios. Al ver este tipo de personas que tienen un estilo de vida corrompida, usted está viendo un reflejo de un demonio.

La Biblia nos manda a imitar a Jesucristo (El que dice que permanece en Él, debe de andar como Él anduvo. 1 Juan 2:6). Como las tinieblas no le convienen que las personas sigan el ejemplo de Jesús, intervienen por el pecado en los seres humanos para desviarlos del verdadero camino, que es Jesucristo.

Las personas siguen en su mayoría los demonios y tanto así que ya se están pareciendo a ellos en su aspecto físico y en su comportamiento. Es un modelo del infierno para los seres humanos. Quizás muchos dirán ´´Yo no sigo ningún demonio´´ pero se están comiendo la carnada, como a un pez que cae en un azuelo.

Pero el ser humano tiene un creador, el cual por su misericordia nos dio la oportunidad de volvernos acercar a Él, a través de Jesucristo. El rey Nabucondonosor se lleno de orgullo y se convirtió en un animal, sólo fue restaurado cuando reconoció que sólo hay un Dios único y verdadero, el Dios que presenta la Biblia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Publicaciones recientes