10 Versículos sobre la violencia contra la mujer


1) Jehová prueba al justo;Pero al malo y al que ama la violencia, su alma los aborrece. Salmos 11:5



2)  No envidies al hombre injusto, Ni escojas ninguno de sus caminos. Proverbios 3:31



3) Maridos, amad a vuestras mujeres, y no seáis ásperos con ellas. Colosenses 3:16




4) Pero si el incrédulo se separa, sepárese; pues no está el hermano o la hermana sujeto a servidumbre en semejante caso, sino que a paz nos llamó Dios. 1 Corintios 7:15


5) También debes saber esto: que en los postreros días vendrán tiempos peligrosos. Porque habrá hombres amadores de sí mismos, avaros, vanagloriosos, soberbios, blasfemos, desobedientes a los padres, ingratos, impíos, sin afecto natural, implacables, calumniadores, intemperantes, crueles, aborrecedores de lo bueno, traidores, impetuosos, infatuados, amadores de los deleites más que de Dios, que tendrán apariencia de piedad, pero negarán la eficacia de ella; a éstos evita. Porque de éstos son los que se meten en las casas y llevan cautivas a las mujercillas cargadas de pecados, arrastradas por diversas concupiscencias. Estas siempre están aprendiendo, y nunca pueden llegar al conocimiento de la verdad. Y de la manera que Janes y Jambres resistieron a Moisés, así también éstos resisten a la verdad; hombres corruptos de entendimiento, réprobos en cuanto a la fe. 2 Timoteo 3:1-8



6) Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia, y se entregó a sí mismo por ella. Efesios 5:25



7) Por tanto, lo que Dios ha unido, ningún hombre lo separe. Marcos 10:9


8) Sea quitada de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritos, maledicencia, así como toda malicia. Efesios 4:31



9) Sed más bien amables unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, así como también Dios os perdonó en Cristo. Efesios 4:32



10) Vosotros, maridos, igualmente, vivid con ellas sabiamente, dando honor a la mujer como a vaso más frágil, y como a coherederas de la gracia de la vida, para que vuestras oraciones no tengan estorbo. 1 Pedro 3:7


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Publicaciones recientes