No se debe alabar a hombres

Así que, ninguno se gloríe en los hombres... 1Corintios 3:21

En nuestra sociedad las personas están inclinada a alabar hombres, pero hombres de ciertas características, ya sean económicas, religiosas, políticas, gubernamentales entre otros.

Solo hay uno a quien debemos glorificar con todo nuestro corazón, y ese es el Rey de Reyes y Señores de Señores, Jesucristo redentor nuestro.

No se pierda en el camino, si usted le agradece a una persona, pues ámele, como debe amar a sus prójimos, conforme a la Palabra de Dios, porque a hombres igual que usted no se debe glorificar, solo a uno, a su Salvador Jesús amen.

Reflexión:

Caemos en el error de glorificar a hombres, que luego lo convertimos en nuestro ídolo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Publicaciones recientes